Master Brand

Guía fácil de aseo para cortarles las uñas a los perros

Comparte
Intro Text
Aprende a recortar o limar con total seguridad las uñas de tu perro con nuestros consejos paso a paso de aseo para perros.
Content
Image
Zoom de las uñas de un perro

Al igual que nuestras uñas, las uñas de un perro requieren unos cuidados básicos. A menos que tu perro pase mucho tiempo fuera de casa y corra sobre una superficie dura y rugosa (lo que permite que sus uñas se mantengan cortas de manera natural) deberás cortarle las uñas de forma periódica.

Cómo cortarle las uñas a tu perro en cuatro pasos

Echa mano de nuestra guía fácil de aseo para perros a fin de realizar la tarea de forma rápida y segura.

1. Reúne los utensilios

Antes de empezar a cortarle las uñas a tu perro, asegúrate de disponer de todos los utensilios necesarios.

  • Para recortar o limar: los muchos utensilios que sirven para recortar las uñas del perro se clasifican en una de las siguientes tres categorías:
  1. Cortaúñas: es el utensilio más popular y eficaz para cortarle las uñas a los perros. Tienen varios estilos y características: en forma de pinzas, tijeras, cortaúñas ergonómicos con agarre engomado o función de seguridad.
  2. Cuchillas cortaúñas: las llamadas «guillotinas de uñas» tienen una sola cuchilla que permite cortar el extremo de la uña de los perros. Son más fáciles de manejar que los cortaúñas, pero no son tan resistentes. Este tipo de herramienta es mejor para perros pequeños con uñas delgadas.
  3. Limas de uñas: las limas más modernas son motorizadas, y cuentan con una pequeña rueda filosa giratoria que sirve para limar las puntas de las uñas.
  • Polvo estíptico: resulta útil tener este tipo de polvo a mano por si llegaras a cortar accidentalmente la matriz presente en las uñas de los perros. Introduce la uña afectada en un pequeño recipiente con este polvo y eso detendrá la hemorragia.
  • Recompensas: puedes tener a mano algunos de los premios favoritos de tu perro para ayudarle a superar la prueba, especialmente las primeras veces que le cortes las uñas.

2. Empieza por una de las patas delanteras de tu perro

Comienza por recortar las uñas de las patas delanteras. Coge la pata de tu perro firmemente, pero sin hacerle daño, y elige la uña que quieres recortar.

Es bueno saber: que para cortar las uñas traseras, el perro debe estar echado de lado. Eso facilita el acceso a las uñas y la sujeción de sus patas traseras.

3. Corta cada uña, evitando cortar la matriz

Únicamente recorta el extremo de la uña. Siempre corta a partir de la punta de la uña, y de forma perpendicular. Evita hacer el corte en un ángulo que no sea perpendicular.

La matriz de cada uña contiene algunos nervios y vasos sanguíneos, por lo que debes evitar cortarla si no deseas que tu perro sangre y sienta dolor. En caso de que tu perro tenga uñas blancas o transparentes, puedes observar la matriz como una línea de color rosa claro. Debes realizar el corte a una distancia de 2 mm como mínimo de la matriz. En caso de que las uñas de tu perro sean de color oscuro, la matriz no será visible. No obstante, mientras le estés cortando las uñas, busca una mancha oscura cerca del centro del borde (una vez que le hayas recortado la uña); ahí es donde comienza la matriz.

En caso de cortar accidentalmente la matriz, no te asustes. Una reacción exagerada podría transmitirle a tu perro que la situación es grave, por lo que el animal asociaría el corte de uñas con una situación negativa. En su lugar, aplica polvo estíptico en la uña afectada hasta que deje de sangrar, y dale a tu perro un premio y algunas palabras de aliento.

Si no estás seguro de dónde cortar, recuerda que siempre es mejor cortar poco que demasiado: siempre puedes cortar un poco más después, en caso necesario. Y si no sabes qué cantidad de uña debes recortar, o tu perro tiene las uñas oscuras, llévalo a una peluquería canina, o a un veterinario para que lo hagan por ti.

4. Cuando hayas terminado de cortarle las uñas, dale un premio y elógialo

Si tienes que cortarle las uñas a tu perro muy a menudo, deberás educar a tu perro en positivo. Cuando hayas terminado de cortarle las uñas, dale algún premio y felicítalo por haberse portado tan bien.

¿Con qué frecuencia debo cortarle las uñas a mi perro?

Por regla general, las uñas del perro deben recortarse cuando empiecen a tocar el suelo. Si eres capaz de oír un «clic-clac» debido al contacto de las uñas con el suelo a cada paso, significará que sus uñas han crecido demasiado y deben recortarse.

La velocidad a la que crecen las uñas de un perro depende principalmente del entorno en el que vive y de su estilo de vida. Las uñas de un perro que vive en la ciudad y que camina casi siempre sobre el pavimento son cortas, al igual que las uñas de un perro que se ejercita o corre al aire libre, sobre un terreno duro y rugoso. Sin embargo, las uñas de un perro que siempre está dentro de casa o que corre en terrenos suaves estarán menos gastadas.

Debes educar a tu perro para que se acostumbre a que le cortes las uñas desde una edad temprana, a fin de facilitarle las cosas y que se habitúe desde pequeño.

Cuándo es necesario pedir ayuda profesional

Si cortarle las uñas a tu perro te causa ansiedad o simplemente es algo que no te gusta hacer, lleva tu perro a un veterinario o a un peluquero de perros y le cortarán las uñas.

En caso de que te preocupe algo, por ejemplo, si piensas que tu perro sufre dolor o molestias a causa de sus uñas, acude a tu veterinario para que te informe acerca del cuidado adecuado de los perros.

Etiquetas
Comparte