Master Brand

Cómo elegir la mejor comida para perros

Comparte
Intro Text
Una alimentación óptima es esencial para que nuestro amigo de cuatro patas goce de buena salud y pueda disfrutar de la vida. Actualmente existen en el mercado diferentes opciones de comida de perro para todos los gustos y presupuestos. Si estás dudando entre ofrecer a tu perro una dieta casera, una alimentación seca o húmeda, aquí te aclaramos algunos conceptos básicos para que puedas proporcionarle una alimentación que satisfaga sus necesidades nutricionales.
Content
Image
Cómo elegir la mejor comida para perros

La comida casera para perros te permite ofrecer a tu mascota una comida más sabrosa, rica en cuanto a sabores, texturas y olores. Como puedes utilizar ingredientes naturales comprados por ti, no solo controlarás el origen y la calidad de los alimentos, sino que también podrás incluir una buena variedad de proteínas, grasas, hidratos de carbono, vitaminas y minerales para crear una dieta variada y equilibrada.

Por supuesto, la comida casera para perros requiere tiempo de planificación y preparación. Aunque podamos conservar algunos alimentos congelados, otros deben prepararse diariamente. Además, es necesario informarse a través de un nutricionista, ya que diseñar una dieta equilibrada que contenga la cantidad de nutrientes correcta y evite alimentos perjudiciales para los perros requiere los conocimientos de un especialista. Por lo general, una dieta canina equilibrada solo debería incluir carne, pescado, verduras, cereales y alimentos sin procesar (es decir, sin salsas, dulces, frituras o condimentos) en las cantidades adecuadas, para que tu mascota no sufra intoxicaciones u otros problemas de salud.

Consulta con tu veterinario para que te recomiende los alimentos indicados y la proporción adecuada, así como la necesidad de añadir suplementos vitamínicos o minerales. Si no tienes tiempo para cocinar la dieta pautada por un veterinario nutricionista, puedes recurrir a una dieta de productos preparados, ya sea a base de alimento seco o húmedo.

Ventajas e inconvenientes del pienso, o comida seca

Alimentar a nuestra mascota con un pienso formulado nos facilitará el día a día, ya que tardaremos muy poco tiempo en darle de comer, y cualquier persona de nuestra familia podrá hacerlo. Además, este tipo de comida de perro apenas genera residuos, ¡basta con un bol y un dosificador!

Las opciones disponibles son muy variadas, e incluyen piensos específicamente diseñados según la edad, el sexo y el estado fisiológico de las mascotas, con diferentes formas, colores y olores apetecibles.

Desafortunadamente, la conveniencia viene a costa de una dieta más procesada, por lo que los ingredientes de los piensos no pueden ser frescos. Asegúrate de comprar marcas de confianza y calcula bien la frecuencia, para no acumular sacos ni quedarte sin comida para perro.

Ventajas e inconvenientes de las latas, o comida húmeda

Al igual que con el pienso, la comida húmeda para perros puede tener calidades bien distintas y más o menos rigor nutricional. Asegúrate de elegir una marca que garantice una composición equilibrada e ingredientes de alta calidad.

Salvo si tu perro no tolera bien una dieta seca, lo mejor es combinar el pienso con la comida húmeda, y ofrecerle esta última como un premio, en vez de que constituya la base principal de su alimentación. El motivo es porque la comida seca obliga a los perros a masticar, lo cual ayuda a mantener su dentadura en buen estado y facilita la digestión.

Sea cual sea el tipo de alimentación que elijas, recuerda que su dieta deberá incluir los nutrientes necesarios para su salud, y que tu veterinario podrá asesorarte acerca de cuál es la mejor comida para perros en el caso de tu mascota.

Comparte